Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

domingo, 11 de marzo de 2018

La Historia de Sega Megadrive



A principios de los ochenta, Sega Enterprises, Inc., entonces subsidiaria de Gulf & Western, era una de las cinco desarrolladoras de juegos arcade más exitosas en Estados Unidos, cuyas ganancias ascendían hasta los 214 millones de dólares.​ La recesión que sufrió el negocio de las máquinas arcade a partir de 1982 puso en serios problemas a la compañía, provocando que Gulf & Western vendiera sus sucursales norteamericanas de fabricación de arcades y las licencias de sus juegos a Bally Manufacturing.​ La compañía retuvo las operaciones de Sega Norteamérica en I+D así como las de su subsidiaria japonesa, Sega Japón. Con su negocio de los arcades en declive, los directivos de Gulf & Western nombraron presidente de Sega Japón a Hayao Nakayama para que aconsejara cómo proceder para salir de su estancamiento. Nakayama sostenía que, debido al nivel de profesionalidad que habían adquirido sus desarrolladores de hardware mediante la experiencia de haber trabajado durante años en la industria de los arcades, era el momento idóneo para centrarse en fabricar consolas de sobremesa en Japón, sistemas que, en aquel momento, aún estaban en su fase primigenia en la industria del videojuego.

Nakayama obtuvo su permiso para proceder con ese proyecto, llevando esto al lanzamiento de la primera videoconsola de Sega, la SG-1000, en julio de 1983. La SG-1000 no fue un sistema exitoso, y fue reemplazada por la Sega Mark III al cabo de dos años.​ Mientras tanto, Gulf & Western comenzaron a desprenderse de sus negocios secundarios después de la muerte del fundador de la empresa Charles Bluhdorn,​ así que Nakayama y el anterior director ejecutivo de Sega David Rosen consiguieron adquirir la administración de la filial japonesa en 1984 con el apoyo financiero de CSK Corporation, una destacada compañía japonesa de software. Nakayama estaba, en aquel entonces, asentado como el director ejecutivo de la nueva compañía Sega Enterprises, Ltd.



SEGA MARK III

En 1986, Sega rediseñó la Mark III para su lanzamiento en Norteamérica como la Sega Master System. A esto le siguió el lanzamiento europeo de la consola al año siguiente. Aunque la Master System fue un éxito en Europa, y un tiempo después también en Brasil, no consiguió despertar un interés significativo ni en el mercado japonés ni en el norteamericano, los cuales, desde mediados de los ochenta, estaban dominados por Nintendo.Mientras que Sega continuaba teniendo dificultades en conquistar los hogares con sus consolas, el equipo de I+D en consolas de Sega, liderado por Masami Ishikawa y supervisado por Hideki Sato,​ comenzó a trabajar en la sucesora de la Master System casi inmediatamente después de que esta última fuera lanzada.

En 1987, Sega se enfrentó a otra amenaza en el negocio de las consolas cuando la compañía japonesa de computadoras NEC publicó su PC Engine seguida de una gran campaña publicitaria. Para seguir siendo competitivos contra las dos compañías de consumo electrónico más asentadas, Ishikawa y su equipo decidieron que necesitaban incorporar un microprocesador de 16 bits en su nuevo sistema para conseguir impactar en el mercado y, una vez más, se recurrió al aspecto más competente de Sega, la industria de las máquinas recreativas, al adaptar la exitosa placa arcade Sega System 16 a una arquitectura apropiada para una consola de sobremesa. La decisión de usar un Motorola 68000 como la CPU principal del sistema fue tomada tarde durante su desarrollo, mientras que un Zilog Z80 fue utilizado como CPU secundaria para ocuparse del sonido ya que había un cierto temor a que la CPU principal tuviera demasiada carga al ocuparse tanto de los aspectos visuales como los sonoros.

Se anunció por primera vez en junio de 1988 en Beep!, una revista japonesa de videojuegos, la consola fue nombrada provisionalmente durante su desarrollo como la «Mark V», pero la administración de Sega sintió la necesidad de otorgarle un nombre más atractivo. Tras revisar más de 300 propuestas, la compañía se decidió por el nombre de «Mega Drive». En Norteamérica, el nombre de la consola fue cambiado a «Genesis». Las razones que llevaron a realizar este cambio no han sido clarificadas, pero probablemente se deba a problemas de marcas comerciales.

La versión PAL europea de la Mega Drive se publicó en 1990, y un tiempo después acabaría por convertirse en la consola de cuarta generación más vendida en Europa.

Sega lanzó la Mega Drive en Japón el 29 de octubre de 1988, aunque su publicación fue eclipsada por el lanzamiento del Super Mario Bros. 3 de Nintendo la semana anterior. Una buena cobertura de parte de revistas como Famitsu o Beep! ayudaron a establecer un seguimiento a la consola, pero Sega solo consiguió distribuir 400 000 unidades en su primer año. Con intención de incrementar las ventas, Sega publicó varios periféricos y juegos, incluyendo un sistema bancario en línea y un contestador automático conocido como el Sega Mega Anser. Sin embargo, la Mega Drive no fue capaz de sobrepasar a la Famicom y quedó en un distante tercer puesto en Japón tras la Super Famicom y el PC Engine de NEC a lo largo de la era de los 16 bits.


ANUNCIO SEGA MEGADRIVE JAPONESA

Sega fechó el lanzamiento del sistema para Norteamérica el 9 de enero de 1989. En aquella época, Sega no disponía de una organización que se encargara de las ventas y promoción del sistema, y estaba distribuyendo su Master System a través de Tonka. Insatisfechos con la gestión de Tonka, Sega buscó un nuevo afiliado para comercializar la Genesis en Norteamérica y le ofertó los derechos a Atari Corporation, la cual no disponía aún de un sistema de 16 bits. David Rosen le hizo la propuesta al director ejecutivo de Atari, Jack Tramiel, y al presidente del departamento de entretenimiento electrónico de Atari, Michael Katz. Tramiel rechazó adquirir los derechos de la consola, considerándolos demasiado caros, y optó por centrarse en la Atari ST en su lugar. Así pues, Sega decidió lanzar la consola a través de su propia subsidiaria, Sega of America, la cual realizó un lanzamiento limitado el 14 de agosto de 1989, en la ciudad de Nueva York y en Los Ángeles. La Sega Genesis fue comercializada en el resto de Norteamérica más tarde durante ese mismo año.

La versión europea fue publicada el 30 de noviembre de 1990. Apoyándose en el éxito de la Master System, la Mega Drive se convirtió en la consola más popular en Europa. Puesto que la Mega Drive ya tenía dos años en el momento de su salida en la región, había más juegos disponibles en su lanzamiento europeo en comparación con otras regiones. Las adaptaciones de títulos arcade como Altered Beast, Golden Axe y Ghouls'n Ghosts, disponibles en las tiendas desde su lanzamiento inicial, causaron una buena impresión sobre la potencia de la consola para ofrecer una experiencia afín a las máquinas arcade. Virgin Mastertronic se encargó del lanzamiento de la Mega Drive en Europa, empresa que fue adquirida por Sega en 1991 y se convirtió en su filial europea, Sega of Europe.

Otras compañías ayudaron a distribuir la consola en varios países del resto del mundo. Ozisoft se encargó del lanzamiento y la mercadotecnia de la Mega Drive en Australia, tal y como había hecho anteriormente con la Master System. En Brasil, la Mega Drive fue publicada por Tec Toy en 1990, tan solo un año después del lanzamiento brasileño de la Master System. Tec Toy produjo juegos exclusivamente para el mercado brasileño e inauguró un servicio de red para el sistema llamado Sega Meganet en 1995.​ En India, Sega llegó a un acuerdo de distribución con Shaw Wallace en la primavera de 1995 con el fin de eludir un arancel de importación del 80%, siendo cada unidad vendida a un precio de 18 000 rupias.​ 


Samsung se encargó de la venta y distribución en Corea, donde fue renombrada como la «Super Gam*Boy» y conservó el logotipo de Mega Drive junto al nombre de Samsung. Más tarde, volvió a ser renombrada como «Super Aladdin Boy».